Chat with us, powered by LiveChat
Penelope-ortoni-2-683x1024.jpg

septiembre 6, 2018 0
Reading Time: 3 minutes

“Cutín adornado”, una joya que habita en Mashpi

Por: Augusto Rodríguez Flores

En Mashpi no todos los días son iguales. Existen días en los que se puede ver y escuchar animales comunes que gustan a los huéspedes, pero también días en donde uno se puede encontrar con especies que son muy raras de ver, que se convierten en una novedad y en una gran y hermosa sorpresa tanto para huéspedes como para el Staff de Mashpi.

Tal es el caso del cutín adornado (Pristimantis ornatissimus), especie de anfibio que el día de ayer fue visto por huéspedes y guías en la terraza del Lodge quiénes aprovecharon para fotografiarla. Esta hermosa y tierna ranita se encontraba descansando en la bromelia de un árbol y fue el centro de atención de todos.

Especie endémica de las tierras bajas de Chocó y las laderas adyacentes de los Andes en Ecuador; nocturna y arbórea que habita grandes hojas especialmente de bromelias en las partes altas del bosque. Lamentablemente, se encuentra como vulnerable a causa de la deforestación, pérdida de hábitat y el cambio climático.

El nombre de esta especie lleva algo muy interesante y es que, el epíteto específico proviene del latín: ornatus que significa decorado, adornado. No puede ser confundida con ninguna otra rana ecuatoriana y es la más hermosa de su grupo, por lo que considero que es una joya para el bosque de Mashpi y amerita su conservación.

adorned-cutin

AULLADORES EN MEDIO DEL “DRAGONFLY”

Por: Freddy Heredia

Trabajar en Mashpi Lodge es algo maravilloso por todo lo que significa el vivir en estado natural, en mi trabajo diario he podido apreciar varias especies de animales y muchas cosas llamativas que ocurren en el bosque.

El día de ayer en la mañana, mientras realizaba mis tareas de mantenimiento en el teleférico, algo llamó mi atención en la parte alta de los árboles. Por un instante me detuve en una de las góndolas para prestar atención, cuando luego de un momento pude apreciar que se trataba de un grupo de monos aulladores (Alouatta palliata). De inmediato saqué mi celular para dejar grabado el momento en que éstos animales se encontraban alimentándose; lo que más me llamó la atención fue el ver una cría que iba colgada de su madre mientras cruzaba de rama en rama.

Todo esto ocurrió en una mañana soleada, en donde éstos monos con sus fuertes cantos (aullidos) mismos que se pueden escuchar hasta 8km de distancia y su interesante comportamiento, alegraron el día de todos los que en esos momentos nos encontrábamos trabajando en este fantástico atractivo ofrece Mashpi y brinda a sus huéspedes una verdadera experiencia de estar sobre el bosque.

Una ave rara

Por: Wilfrido Basantes

Mientras salía de la casa de staff, encontré una pava del chocó (en ingles gaudo guan) Penelope ortoni, alimentándose de los frutos de una Miconia. Esta especie es rara, que habita únicamente en la ecorregión del Chocó (link), está en peligro de extinción debido a la alta tasa de deforestación y a la cacería. Estos pájaros son de los más buscados por lo habidos observadores de aves. Juegan un papel muy importante como dispersores de semillas.

Penelope-ortoni

  • 0
  • 0
  • 0
  • 0
  • 0
  • 0
  • 0
  • 0
  • 0

Pájaro-Paragüas-768x655.png

septiembre 5, 2018 0

Reading Time: 3 minutesA las aves les gusta adornarse, especialmente a los machos que mientras más incómodamente adornados estén, ¡mejor!. Así de competitivo es el cortejo de las aves, y cómo son de exigentes las hembras, tanto que los machos suelen cargar con incómodos y pesados atuendos para llamar su quisquillosa atención. Pero además, si los exagerados adornos de plumas y crestas no funcionan, los machos son los más bulliciosos, con elaborados cantos y hasta danzas en donde despliegan todo su esplendor y se exhiben ante las muchachas que los observan recelosas entre las ramas. No parecería una buena idea, ya que con tanto alboroto y a la vista del bosque entero, también pueden atraer a depredadores, que sin duda aprovecharían del estado de vulnerabilidad que el amor ocasiona a los seres emplumados para atraparlos. Aun así, la evolución ha favorecido a algunas especies que ha pesar de sus raros, inconvenientes, pero bellísimos ajuares han sobrevivido y hoy no solo muestran un espectáculo a sus tímidas congéneres, sino que también son el objeto de admiración de muchos pajareros que los buscan con anhelo en el bosque. Este es el caso del rarísimo Pájaro Paraguas Longuipéndulo (Cephalopterus penduliger).

 

 

El Pájaro Paraguas, o también conocido como Pájaro Toro, es una especie de Cotinga que, al igual que el famoso Gallito de la Peña, utiliza leks para buscar pareja. Los leks suelen ser de pocos individuos y en ellos los machos hacen su gran show de cortejo en donde muestran sus delgadas y finas plumas de la cresta, cubriendo su cabeza hasta el pico, a modo de un gran copete como si lo hubiera hecho el mejor de los peluqueros, o también como un paraguas – de ahí su nombre común-. Durante este despliegue de talento alarga el gran y bizarro péndulo – de ahí su nombre científico penduliger – que cuelga sobre su pecho como si fuera una corbata, inflándolo para que muestre todo su esplendor con las cortas y brillantes plumas todas erizadas. Además, en los leks realizan fuertes cantos, como si estuvieran soplando de un cuerno, un grave y profundo llamado de amor.

El Pájaro Paraguas Longuipéndulo solamente vive en el Chocó, en el occidente colombiano y ecuatoriano, en los flancos de los Andes, entrelazado con los bosques húmedos pie-montanos y de tierras bajas que observan el Océano Pacífico. Se alimenta de muchos frutos y normalmente escoge frutos grandes de palmas de la familia Arecaceae, o también de árboles y arbustos de las familias Lauraceae y Myrtaceae. Al alimentarse de frutos, y también regurgitarlos, es una especie importante para el bosque ya que ayuda a dispersar semillas. Adem – que cuelga sobre s seres emplumadosxtensiccibuena caminata o desde la comunidad del hotel. Esta especie se encuentra en estaás se alimenta de muchos insectos y de pequeños vertebrados como lagartijas. Fuera de los leks no es común encontrar a las parejas juntas; al igual que el Gallito de la Peña, solamente la hembra se encarga de empollar los huevos, normalmente en nidos sobre palmas, y alimentar a las crías; el macho solamente se preocupa de adornar su cuerpo y cantar inflando su péndulo.

Esta es un ave enigmática del Chocó, sumamente rara y apreciada por los amantes de las aves. Sin embargo, en algunos lugares tiene poblaciones localizadas, como lo es en Mashpi Lodge, y por lo tanto resulta fácil observarla y admirarla, ya sea luego de una buena caminata o desde la comodidad del hotel. Esta especie se encuentra en estado vulnerable de conservación y sus poblaciones están decreciendo por el acelerado paso de destrucción de bosques generado por la expansión de los límites urbanos y agrícolas. Pero, en Mashpi cuenta con una gran extensión de bosque, que busca su conservación y protección.

 

  • 0
  • 0
  • 0
  • 0
  • 0
  • 0
  • 0
  • 0
  • 0

WordPress Lightbox